¿Qué debo hacer para recuperar a mi novio?

El corazón roto, el amor herido y la pena de la ausencia son, quizás, tus peores enemigos en la batalla contra el desamor. Quiero contarte cómo logré recuperar a mi novio de una vez y para siempre, cuando supe exactamente cómo actuar, cómo mejorar mi situación, y cómo atraerlo hacia mí. Espero que a ti también te sirvan estos consejos.

Buscando recuperar a mi novio cometí muchos errores. Le envié regalos, lo llamaba y le escribía, quería demostrarle que la vida, sin mí, ya no sería tan interesante. Sólo terminé por alejarlo más. Pero yo quería recuperar a mi novio y estaba ciega de desesperación, sin prestar atención a los sabios consejos que una y otra vez me daban. Hasta que un día, uno de ellos realmente me llegó.

"¿Qué es lo que quieres?", me preguntaron. "Recuperar a mi novio", contesté. "Bien, y ahora, ¿qué es lo que necesitas?". Esa pregunta realmente tocó en mí una fibra sensible. Pensé por un instante en lo que necesitaba hacer, pensar, decir o lo que fuera para recuperar a mi novio. "No me respondas ahora, piénsalo y dímelo en unos días", oí decir, en medio de mi torbellino de pensamientos.

Y así lo hice. Lo pensé por algunos pocos días. Y de pronto me di cuenta de que no necesitaba nada "para" recuperar a mi novio, pues ya contaba con todas las herramientas. Lo que necesitaba era hallarlas dentro de mí. Debía encontrar mi centro, mi fortaleza, mis verdaderos deseos. Debía entender qué es lo que extrañaba de él, debía comprender si en verdad lo había conocido lo suficiente como para extrañarlo de tal forma.

Y allí fue que la respuesta me llegó como un rayo: para recuperar a mi novio, debía poder darle algo que él buscara, que necesitara, que gustara de tener. Ya nos habíamos conocido antes, nos habíamos disfrutado. Él ya me conocía, y yo no representaba una duda ni un desafío. Él ya sabía que yo lo amaba de manera especial, pero eso no era suficiente, al menos no para recuperar a mi novio. Y resolví por dejarlo ir.

Le di a entender que yo había seguido mi camino. Que ya no lloraba por su ausencia, sino que atesoraba los recuerdos de los momentos vividos. Claro, también me propuse juntar coraje y comenzar a conocer gente nueva. Este cambio en mí fue suficiente para encender la chispa en él: de pronto yo era una persona que él no tenía en su vida. Él sabía que podría haber sido suya, pero que ya no lo era. En cierto modo, se sintió como si no diera la talla, pues yo había avanzado, lejos suyo. O eso es lo que le hice pensar.

Y eso, amigas, fue suficiente para recuperar a mi novio. Vi en él a un hombre casi desconocido, deseoso de conocer todos estos cambios que yo había planificado en mi vida. Se sintió intrigado, curioso, y eso lo motivó a intentar recuperarme. Y hoy estamos juntos nuevamente. Pero, ¡cuidado! Aún sigo planteando algunas pequeñas dudas e intrigas en su mente. No dejo que las cosas se tornen corrientes, y siempre intento ir hacia adelante en mi vida. Y eso lo mantiene intrigado, interesado, ¡y a mi lado!

Quieres descubrir cómo recuperar a tu ex, ¿verdad? Si es así, visitanos para aprender cómo atraer, seducir y recuperar a tu hombre haciendo CLICK AQUÍ. Ahora es cuando él debe volver de rodillas ante ti para no irse nunca de tu lado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario